Marbella y el Mediterráneo

Humildad, esfuerzo y coraje para soñar en hacer algo grande. En dejar huella y hacerlo haciendo honor a mi apellido, Mesas.

Soy Ramón Mesas y quiero darte la bienvenida a La Pesquera mi casa, la que espero también pase a ser la tuya. Una casa que no sería la misma sin contar con todo el equipo que me acompaña y que pone su corazón y trabajo al servicio de aquellos que apreciáis el buen comer y el trato exquisito.

Marbella fue la cuna que nos vio nacer.

El lugar elegido para nuestro primer restaurante. Un enclave turístico privilegiado de carácter único y con una merecida fama mundial. Un lugar recocido por ser lugar de encuentros en torno a una mesa, donde disfrutar de la buena comida y el buen vino con la más variada oferta internacional.

Materias primas frescas, del tiempo, bañadas por el sol de Andalucía y tratadas con la paciencia necesaria para asegurar que tendrán el mejor sabor. Elaboraciones al estilo tradicional, con un toque actual que atrae a lugareños y foráneos que buscan y saben disfrutar de los sabores auténticos, de los de toda la vida.

Ha pasado mucho tiempo… Pero volver al Sur es volver a Ramón y a La Pesquera. A las ensaladas de su huerta y a ese pescado que trae al plato todo el sabor del mar. Y es que él –más madrugador que nadie- siempre supo distinguir: ‘Este está vivo; a éste lo pescaron muerto’.

Pilar Rubines

Proveedores de toda la vida

Se dice que los que vivimos junto al Mediterráneo solemos vivir más años.

Además del clima estoy seguro de que la alimentación también tiene mucho que ver. La dieta mediterránea, esta valiosa herencia cultural conjunto de recetas tradicionales, productos de primera calidad, de celebraciones y forma de vivir la vida. En ella basamos toda la oferta gastronómica de nuestros restaurantes.

¿Y en qué ha cambiado el mundo de la gastronomía desde que empezamos?  

Afortunadamente ha cambiado mucho y para mejor. Sobre todo en la variedad de la oferta, la innovación a la hora de tratar y aprovechar mejor los alimentos y el mayor protagonismo a un oficio tan antiguo como es el noble arte de servir comidas.

Grandes chefs locales, vinos de renombre mundial, y productos frescos referencia de sostenibilidad y sabor.

Un sabroso besugo al horno con patatas panaderas, pimientos y un poco de cebolla y tomate. Ese olor intenso al salir del horno, justo a tiempo de mantener todo su jugo y frescor.

Verduras y frutas de nuestra huerta ecológica cocinadas con esmero o que acompañan a cualquier plato dándoles un toque de ligereza. O la sencillez de unas sardinas espetadas, puro sabor a mar.

Sin olvidar por supuesto las carnes y el marisco fresco del día junto con exquisitos arroces que salen de nuestras cocinas.

Y el orgullo de ser de los primeros restaurantes en Andalucía en obtener la ISO 9001 en Gestión de Calidad y la ISO 14001 en Gestión Medioambiental.